El vitíligo es una enfermedad que provoca la pérdida de color de la piel debido a la muerte de las células que producen melanina. Así, a medida que se desarrolla, la enfermedad provoca manchas blanquecinas por todo el cuerpo, principalmente en las manos, los pies, las rodillas, los codos y la región íntima y, aunque es más común en la piel, el vitíligo también puede afectar a otros lugares con pigmento, como el pelo o el interior de la boca, por ejemplo.

Aunque su causa aún no está clara, se sabe que está relacionada con cambios en la inmunidad, y que puede desencadenarse por situaciones de estrés emocional. Hay que recordar que el vitíligo no es contagioso, sin embargo, puede ser hereditario y ser más común entre los miembros de una misma familia.

El vitíligo no tiene cura, sin embargo, existen varias formas de tratamiento que ayudan a mejorar el aspecto de la piel, reduciendo la inflamación del lugar y estimulando la repigmentación de las regiones afectadas, como los inmunosupresores, los corticoides o la fototerapia, por ejemplo, guiados por el dermatólogo.

Qué puede causar el vitíligo y cómo tratarlo

Qué puede causar

El vitíligo aparece cuando las células que producen melanina, llamadas melanocitos, mueren o dejan de producir melanina, que es el pigmento que da color a la piel, el pelo y los ojos.

Aunque todavía no existe una causa específica para este problema, los médicos creen que puede estar relacionado con:

    • Problemas que afectan al sistema inmunitario, haciendo que ataque a los melanocitos, destruyéndolos;
    • Enfermedades hereditarias que se transmiten de padres a hijos;
    • Las lesiones en la piel, como las quemaduras o la exposición a productos químicos.

    Además, algunas personas pueden desencadenar la enfermedad o presentar un empeoramiento de las lesiones tras un periodo de estrés o trauma emocional.

    ¿El vitíligo es contagioso?

    Dado que no está causado por ningún microorganismo, el vitíligo no se contagia y, por lo tanto, no existe riesgo de contagio al tocar la piel de una persona con la enfermedad.

    Qué puede causar el vitíligo y cómo tratarlo

    Cómo identificarlo

    El principal síntoma del vitíligo es la aparición de manchas blanquecinas en los lugares más expuestos al sol, como las manos, la cara, los brazos o los labios, y al principio suele aparecer como una mancha pequeña y única, que puede aumentar de tamaño y cantidad si no se realiza el tratamiento. Otros signos son:

    • Pelo o barba con manchas blancas, antes de los 35 años;
    • Pérdida de color en el revestimiento de la boca;
    • Pérdida o cambio de color en algunas partes del ojo.

    Estos síntomas aparecen con mayor frecuencia antes de los 20 años, pero pueden aparecer a cualquier edad y en cualquier tipo de piel, aunque es más frecuente en personas de piel más oscura.

    Cómo se hace el tratamiento

    El tratamiento del vitíligo debe ser guiado por un dermatólogo porque es necesario probar varias formas de tratamiento, como la fototerapia o la aplicación de cremas y pomadas con fármacos corticoides y/o inmunosupresores, para conocer cuál es la mejor opción en cada caso.

    Además, sigue siendo importante tener algunos cuidados como evitar la exposición excesiva al sol y utilizar una crema solar con un factor de protección alto, ya que la piel afectada es muy sensible y puede quemarse fácilmente. Conozca uno de los medicamentos más utilizados para tratar esta enfermedad de la piel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.